¿Si tengo placas solares tengo que pagar luz?

159 Views 0 Comment

Mucha gente se lo pregunta: ¿si tengo placas solares tengo que pagar luz? Depende. En la mayoría de casos lo más normal es que sí, pero mucha menos. Todo dependerá de la instalación que coloques y de la energía que consumas.

Por qué tengo que pagar luz si tengo placas

Las placas solares, por cómo funcionan, te proporcionarán energía durante las horas de sol. Esto quiere decir que el resto de horas, o cuando la producción sea insuficiente para cubrir tus necesidades, necesitarás obtener la energía de otro sitio. En ese caso, o bien puedes tener baterías o bien, lo más usual, puedes obtenerla directamente de la red eléctrica.

Si no quisieras recibir más facturas de la luz tendrías que desconectarte totalmente de la red, algo que no es muy habitual ni recomendable salvo en casos muy específicos. Incluso aunque la tuya fuera una casa pasiva sería complicado renunciar completamente a la red eléctrica.

Piensa que para autoabastecerte exclusivamente de energía solar necesitarías, por un lado, instalar una gran potencia fotovoltaica, lo que podría representar una inversión excesiva para el tipo de vivienda. Tanto el tamaño de la instalación como la potencia contratada deberían ser mucho mayores de lo habitual. En ese caso, tendrías que calcular cuánta potencia puedes producir con las placas solares instaladas y adaptar la instalación a tus necesidades energéticas.

Además, debes tener en cuenta los requisitos para instalar placas solares, ya que una instalación de tal envergadura requeriría disponer de suficiente espacio apto para que las placas funcionen correctamente.

Por otro lado, piensa que si te desconectas de la red habrá momentos en los que te arriesgas a quedarte sin energía en tu hogar. Incluso si dispusieras de baterías, tu consumo energético debería ser limitado. Ten en cuenta que aunque el rendimiento de las placas solares en invierno no disminuye, sí se puede reducir la producción de energía por la falta de luz, ya que hay menos horas de sol y los días suelen ser menos claros.

Ahorro en la factura de la luz

La desconexión completa de la red eléctrica pueda ser complicada, como hemos visto. Por eso lo más habitual y recomendable es seguir conectados. De esta manera, es cierto que si tengo placas solares tengo que pagar luz, pero menos.

El ahorro, una vez más, dependerá de tu instalación, de la producción según las condiciones ambientales y de tu demanda energética. Como cálculo aproximado, una planta fotovoltaica suele abastecernos hasta del 70% de la energía que consumimos en el hogar. Imagínate lo que eso supone en tu factura de la luz.

Por otro lado, puedes acogerte al autoconsumo de compensación con excedentes. Mediante este procedimiento, cuando tus placas estén produciendo más energía de la que necesitas en ese momento, podrás volcar a la red eléctrica la energía que te sobre y a cambio recibirás una compensación económica.

Así crece aún más el ahorro en la factura: además de consumir menos luz de la red, puedes comercializar tu propia energía. Gastarás menos y encima tendrás una compensación económica que se deducirá cada mes de tu factura de la luz y que podría suponer un ahorro adicional de hasta el 30%.

¿Lo ves? Si ya te decíamos que si tienes placas solares tendrás que pagar por la luz, pero muuucho menos.

0 Comments

Leave a Comment